Buscar sólo en este departamento
Nuevas medidas generales y sectoriales aplicables a los diferentes sectores de actividad en atención al nivel de alerta sanitaria
Hoy se publica en el BORM la Orden de 1 de junio de 2021 de la Consejería de Salud, por la que se establecen los niveles de alerta sanitaria por COVID-19 en la Región de Murcia, así como las medidas generales y sectoriales aplicables a los diferentes sectores de actividad en atención al nivel de alerta sanitaria

Dado el tiempo transcurrido desde la aprobación de la orden de 13 de diciembre de 2020, a la vista de la experiencia acumulada durante estos últimos meses en la aplicación de esta normativa de niveles y también teniendo en consideración la evolución epidemiológica actual que está siendo condicionada positivamente por el proceso de vacunación, la consejería de Salud advierte, la necesidad de proceder a una actualización parcial de algunos de los criterios, indicadores y medidas, vigentes hasta la fecha, con la finalidad de considerar o atender en cada momento aquellas variables epidemiológicas que puedan presentar una mayor prevalencia o afectación, pero también para procurar la máxima equidad o proporcionalidad entre las medidas que se adopten para los diferentes sectores de actividad, en función del riesgo epidemiológico real que comporte cada actividad, así como para incorporar a su vez otros ámbitos económicos y sociales que hasta el momento no se habían incluido a este sistema de niveles, y ello con objeto de evitar dudas o situaciones de indefinición no deseadas.

Novedades más relevantes:

Una de las principales modificaciones que contiene la presente disposición es la redefinición y adaptación de los 4 niveles de alerta sanitaria que sirven de sustento para la gestión de la pandemia (Nivel 1 bajo, Nivel 2 medio, Nivel 3 Alto y Nivel 4 muy alto/extremo), siguiendo un esquema sustancialmente similar al contenido en el citado documento Actuaciones de respuesta coordinada para el control de la transmisión de COVID-19, posteriormente actualizado a fecha 26 de marzo de 2021. El encuadramiento en cada uno de estos niveles se realizará tras el previo análisis y valoración de los cinco indicadores epidemiológicos de transmisión y del indicador asistencial regional, si bien la apreciación de estos indicadores deberá modularse, no sólo en atención a la incidencia acumulada, sino también teniendo en consideración otros factores como el número de casos, el porcentaje de casos con trazabilidad, los casos asociados a brotes y el ámbito o procedencia del brote o el tamaño de un municipio.

Otra de las novedades incluidas en esta orden consiste en optar para casi la totalidad de los sectores por la aplicación de las medidas correspondientes en función del nivel de alerta sanitaria que tenga un municipio en cada momento y sólo en aquellos sectores en que puede preverse una mayor movilidad de ciudadanos se aplicarán las medidas atendiendo al nivel de alerta sanitaria regional. Ello sucederá para 3 sectores concretos de actividad, como son, la actividad de festejos taurinos en plazas de toros, la celebración de eventos multitudinarios y la realización de oposiciones, dado que por su naturaleza son actividades que suelen trascender el ámbito municipal. También se podrá tener en consideración el nivel sanitario regional, sobre todo cuando se produzca un empeoramiento de la situación epidemiológica general, con afectación del sistema sanitario, que haga necesario aplicar el nivel más elevado que corresponda al conjunto de la Región.

Otra de las principales novedades que contiene esta orden respecto su precedente ha sido la ampliación de los sectores que son objeto de regulación, en gran parte incorporando algunos de los ya previstos inicialmente en el referido Acuerdo de 19 de junio de 2020 del Consejo de Gobierno, que por lo demás va a seguir siendo referente en todo lo que no se oponga a la presente orden, pero también incorporando algunos otros nuevos que anteriormente no tenían una previsión o mención específica, con lo que se pretende dar una mayor certeza al conjunto de los ámbitos económicos y sociales.

Finalmente, y respecto a cada uno de esos ámbitos o sectores no sólo se recogen diversas medidas específicas de higiene, prevención y distanciamiento, sino que también se modula el grado de restricción de las medidas aplicables en función del nivel concreto en que se encuentre un municipio en cada momento. Modulación que es posible introducir a la vista de la experiencia obtenida de aplicación de la orden de niveles durante estos últimos meses, y que esencialmente procure un ajuste y equilibrio entre los criterios de restricción y limitación que resulten aplicables en cada momento y los indicadores epidemiológicos en que se encuentra un determinado territorio o, en su caso, la región en su conjunto.

Por lo demás, está nueva orden continuará aplicando el mismo mecanismo de determinación de los niveles de alerta, iniciado con la mencionada Orden de 13 de diciembre de 2020, lo que exigirá proceder a un análisis y evaluación constante de la situación epidemiológica municipal y regional, que tomando en consideración los criterios contenidos en la misma servirá para determinar los diferentes niveles o estadios de alerta sanitaria en que se encuentran todos los municipios de la Región de Murcia y ésta en su conjunto y, por tanto, para la aplicación de las medidas concretas que deben implementarse.

Mediante esta Orden, quedan derogadas cuantas disposiciones de igual o inferior rango se opongan a lo dispuesto en esta orden y, en especial, la Orden 13 de diciembre 2020 de la Consejería de Salud, por la que se establecen los niveles de alerta sanitaria por COVID-19 en la Región de Murcia, así como las medidas generales y sectoriales aplicables en los diferentes sectores de actividad y municipios en atención al nivel de alerta existente en cada momento


Acceso a Normativa
© Copyright - CROEM. C/ Acisclo Díaz, 5C. 30005 Murcia · Tlf. 968293800 · Fax 968283069

· Aviso legal · Política de Protección de Datos · Política de Privacidad ·